Eclipse Total de Sol

Desde los orígenes de nuestra humanidad estos sucesos han capturado la atención del humano, en especial porque antiguamente no había cómo predecir estos eventos y de pronto, como de la nada, se oscurecía el cielo y no entendían mucho lo que estaba ocurriendo con los dioses del cielo, nuestros astros que alguna vez fueron sagrados.

La vida seguía y como que no pasaba nada, pero después (semanas o meses después) empezaban a notar extraños sucesos: Enfermedades inusuales en personas sanas, plagas que arrasaban con pueblos, excesos de violencia o negatividad, accidentes, la muerte inexplicable de cultivos, animales y tantas cosas más …

Luego, más adelante, ya entendían un poco más los efectos y se ocultaban durante la falta de luz solar porque ya habían aprendido que un evento así podía producir estragos en el entorno.

Y así, cada vez más adelante en el tiempo, avanzamos hacia la creación de industrias y ciudades de cemento, y nos fuimos alejando de la tierra, dejando a los abuelitos sabios mayores que guardaban en sí esta información, olvidados en el campo para nosotros entrar a la urbe a producir sin parar como máquinas generadoras de recursos. Nos agarró un ritmo tan intenso, que nos olvidamos y nos desconectamos de esa sabiduría milenaria ancestral tan arraigada a los procesos naturales de la tierra, y nos apartamos del contacto álmico con el mundo invisible de la Energía, que es al final lo que somos.

Hoy, ya tremendamente desconectados, creemos inocentemente que un eclipse total de sol es un gran espectáculo: Preparamos todo tipo de cámaras, recibiendo ofertas imperdibles de empresas fotográficas … En la tele pasan comerciales super atractivos que dicen cosas similares a: “Ven a vivir la oscuridad” … Los hoteles en Valle de Elqui están colapsados para el 2 de julio y todos muy vanagloriados exclaman que lo verán desde “el mejor lugar del mundo”.

Yo misma estaba lista para comprar los lentes super especiales, a punto de caer en la trampa de la matrix, hasta que mi Guía me dice: “Carolina, detente, cancela esa compra, te lo voy a explicar desde el entendimiento de la ENERGÍA”.

Y es así de sencillo: Un eclipse total de sol es el rebote de la sombra de la humanidad, sobre nosotros mismos. Es decir, lo peor de nosotros cae de vuelta sobre nosotros mismos.

Esto significa que, si tu propia energía está débil y permeable, recibes un baño literal de oscuridad, con toda la potencia fantasma de la densidad humana. Para exponerte a verlo, tu energía debe estar completamente fuerte, y se debe haber activado ya el Cuerpo de Luz que brille y expanda una vibración de Amor Altísima: la Consciencia Crística que es la energía más alta en nuestro plano dimensional terrestre. Sólo en esa alta frecuencia, es posible que un eclipse no te afecte en absolutamente nada y tu energía se mantenga incólume.

Es que la Luna no tiene luz propia; refleja la luz del sol. El sol, que es la Fuente Dadora de Vida, envía energía de alta vibración a la tierra y a todos nosotros en ella. Esta Luz llega a nosotros y al entrar en nuestros cuerpos energéticos arrasa con todo lo denso que habita en nuestro vehículo físico. Todo lo denso en nosotros está constantemente saliendo de nuestro campo a medida que recibimos Luz, exactamente igual como cada una de nuestras células ingresa nutrientes a su campo y expulsa sus desechos, o en una mirada más intermedia: exactamente igual que con nuestro cuerpo físico que debe eliminar los desechos tóxicos alimenticios que al cuerpo ya no le sirven. Claro: nosotros podemos ir y tirar la cadena, y el desecho desaparece como por arte de magia de nuestras vidas; es fácil y automático a nivel físico y práctico (todos sabemos tirar la cadena, hasta los perros y los gatos lo hacen si son correctamente entrenados), pero … a nivel energético toda esta densidad expulsada debe ser transmutada y disuelta para que no quede flotando por ahí en nuestro entorno inmediato.

Es ley que nada se crea y nada se destruye, sólo se transforma.

El punto es que … no todos hemos activado nuestro poder de transmutación o ni siquiera sabemos cómo hacerlo; entonces, toda esa densidad que sale de cada individuo queda como flotando en nuestra realidad invisible sobre la superficie terrestre y esto es lo que vemos en acumulación de residuos en el cotidiano de nuestro mundo: Es cosa de ver cómo estamos llevando este mundo para ver el nivel de densidad negativa en la que todos, en este gran colectivo, estamos vibrando aún. Por muy buenas personas que creamos que somos, vivimos rodeados y estamos siempre expuestos a toda esa negatividad circundante en la superficie de nuestra tierra. Esa densidad es creada por los residuos de cada una de nuestras sombras individuales, que agrupadas y acumuladas forman una capa de vibración de muy baja densidad, aún poco transmutada.

Y así ocurre entonces que, formando parte de este interesante y diverso colectivo, cuando la luna pasa bloqueando la Luz del Sol, lo que la luna recibe es toda la SOMBRA generada por nosotros mismos y eso lo devuelve sobre nosotros durante ¿cuánto? ¿4 minutos? … 4 minutos suficientes de un baño total de oscuridad que puede empezar a tener efectos sobre cada individuo según cuánta sombra haya dejado pasar a su campo energético.

Personalmente, creo que hay que recuperar con urgencia la sabiduría ancestral, por eso estoy publicando, para quien desee resguardar su ENERGÍA y cuidarse de estar expuesto o de exponer a los niños que más encima pueden llegar y mirar afectando la vista, si no son supervisados.

Por favor: Ningún niño expuesto sin un adulto coherente y consciente a su cargo.

Para empezar, abstenerse de tomar decisiones importantes.

Tomar muchísima agua limpia, más que nunca en el año, para drenar rápidamente cualquier energía estancada que haya permeado.

Meditación: Conectarse a la fuente un rato antes y no salir de la fuente hasta un rato después.

Interior, no exterior. Cortinas cerradas, sin luces artificiales. Y hasta aplicarse al método crítico paranoico de Dalí: desenchufar toda corriente eléctrica artificial porque por ahí circula mucha energía densa.

No cargar aguas para después beber, ni cristales, ni gemas, ni talismanes, ni barajas.

Y luego ir a dormir muy temprano, que ahí nuestros ángeles nos restauran de inmediato todo lo que se haya desajustado y es el lapso de nuestro tiempo en que el cuerpo físico recompone su memoria celular.

Total qué tanto, si después lo pasan por la tele y estará en todos los diarios, y todos tus amigos de redes sociales habrán publicado fotos increíbles al punto de no poder decidir cuál foto es la más grandiosa.

En tiempos de oscuridad … ir hacia adentro a encender la Luz.

La activación real, verdadera y profunda es hacia adentro.

Feliz tiempo de cambio.

Namasté

2 de julio 2019, 4:44 pm Valparaíso.

3 Replies to “Eclipse Total de Sol”

  1. Gracias Carolina por tu aclaración y puntos de vista, no había relacionado la energía rebote… totalmente de acuerdo!
    Estaré con la velita encendida! Abrazo!!!

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *